Libertad de prensa en riesgo

La Prensa Roy Moncada
Plantón en solidaridad con 100% Noticias en abril. Foto tomada de La Prensa | Roy Moncada

Los dictadores Daniel Ortega y Rosario Murillo quieren acallar a toda costa los medios independientes en Nicaragua.

Una noticia de última hora, las súplicas de ayuda de su jefa de prensa, y de pronto un silencio -exactamente 2 minutos-, la pantalla en negro… se había consumado lo que muchos temían en Nicaragua: el canal 100% Noticias había sido allanado arbitraria e ilegalmente por la Policía de la dictadura Ortega-Murillo.

Invadió la desesperación, la impotencia. A pesar de saber que el medio había sido atacado, los nicaragüenses lo tenían en las pantallas de sus televisores, por puro instinto, porque era el único canal de televisión que transmitía noticias 24/7, daba las primicias. Ayer desapareció, pero muchos no lo asimilábamos, lo teníamos en nuestras tevés con la pantalla en negro, esperando una respuesta, en estado de shock. 100% Noticias no volvió a transmitir.

A las 9 de la noche del viernes 21 de diciembre, “el canal del pueblo” (como se le conoce popularmente) había sido sacado del aire por la fuerza. Decenas de patrullas repletas con Policías y paramilitares al servicio del régimen entraron a las instalaciones del medio de comunicación, lo destruyeron y se llevaron secuestradas a varias personas, entre ellas el director del canal, Miguel Mora; su esposa y periodista, Verónica Chávez; la jefa de prensa, Lucía Pineda; dos guardas de seguridad; y el chofer y controlista de 100% Noticias.

Este ataque cobarde a la libertad de prensa se dio una semana después de que la Policía de los dictadores también allanara de forma ilegal y abusiva las instalaciones de los medios Confidencial, Esta Semana, Esta Noche y Niú, propiedad del periodista Carlos Fernando Chamorro. En solo siete días, la dictadura asestaba dos golpes a la prensa independiente. Como auténticos criminales, bajo la oscuridad de la noche, saquearon e irrumpieron a dos de los medios más críticos contra el régimen.

Con esta represión indiscriminada, gran parte de la población se queda sin información. Muchos ya tenían la costumbre que al despertar encendían su televisor y sintonizaban al “canal del pueblo”. Los efectos no se han hecho esperar, en solo la mañana de este día se han dado muchas noticias, la ciudadanía no se ha enterado -en su totalidad- de varias primicias. En la televisión nacional solo quedan dos canales independientes -Canal 12 y Canal 10-, pero estos cuentan con muchas dificultades y no dan la amplia cobertura a las noticias como 100%.

Por eso, la población ha optado por estar de manera permanente en las redes sociales, donde se mantienen informados, ya que los restantes cinco canales de televisión nacional son propiedad del gobierno de Ortega y Murillo, encargados de mentir y hacer propaganda política a los dictadores. De igual forma, se conoció que el diario La Prensa está atravesando por problemas, calculan que las reservas de papel para su edición impresa dan como mucho para un mes y medio, debido a que los dictadores mantienen bloqueada, mediante aduana, la materia prima para su elaboración.

Estado policíaco

En Nicaragua la Policía Nacional dejó de ser una institución que trabaja para el pueblo, está bajo las órdenes de Daniel Ortega y Rosario Murillo. Este cuerpo armado ha sido el encargado de capturar -de forma ilegal- a la población, de hacer uso desproporcionado de la fuerza contra manifestantes pacíficos, de allanar y robar por la noche -como auténticos criminales- a oenegés y medios independientes.

En este país desapareció la ley, la Policía y el sistema de justicia solo obedecen a los intereses de los dictadores.

¿Qué más debe pasar?

La libertad de prensa está siendo brutalmente reprimida, se desangra, a vista y paciencia de la comunidad internacional. En Nicaragua se necesitan acciones, la pareja dictatorial nos está cercenando una por una las libertades básicas que son necesarias en un país que tiene democracia. Es un SOS global, la dictadura no quiere testigos de sus crímenes de lesa humanidad, que fueron constatados en el informe del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI). Los ojos del mundo deben voltear a esta pequeña tierra, a esta patria sufrida.

Hoy 100% Noticias ya no está al aire, su director Miguel Mora apareció golpeado y en los juzgados, por “incitación al odio y terrorismo”; la jefa de prensa, Lucía Pineda, aún está desaparecida. Los pocos medios independientes que quedan son asediados brutalmente.

La presión también debe ser a lo interno del país. Señor, señora, no espere que la represión de la dictadura toque directamente a su puerta para actuar, en ese entonces ya sería muy tarde para reaccionar. Así como los periodistas y medios de comunicación independientes han estado al lado del pueblo, debemos responder a la altura, no darles la espalda y apoyarlos, un país sin libertad de prensa es capaz de desaparecer.

Autor: Multienfoque

Plataforma sobre noticias de Nicaragua, opiniones, deportes, experiencias, salud e investigación periodística. Contamos e informamos con una pluma fresca e innovadora. Diversidad de historias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s